Negociar el alquiler: ¿Puedes o no puedes?

Muchos inquilinos asumen que no hay posibilidad de negociar el alquiler de un apartamento.

Tips for negotiating rent

Encontrar un apartamento o una casa que equilibre todo lo que deseas y necesitas de un arrendamiento —ubicación, instalaciones y condición, solo por nombrar algunas— puede ser un proceso largo y estresante. Una vez que hayas decidido concentrarte en unas pocas opciones, ¿necesitas firmar de inmediato o puedes encontrar maneras de ahorrar y obtener más beneficios de arrendamiento incluidos en tu acuerdo? Hay más posibilidad de negociar el alquiler de lo que algunas personas asumen, y diferentes maneras de ahorrar. Algunas te ahorran dinero de inmediato, mientras otras están más relacionadas con el factor del tiempo y la calidad de vida. Continúa leyendo para responderte esta pregunta: “¿Puedes regatear el precio de apartamentos?”

Primero, investiga por tu cuenta

No es raro que un corredor de bienes raíces afirme que hay una línea de inquilinos ansiosos esperando a tomar tu lugar. Eso podría no ser cierto. Compara tú mismo: ¿El alquiler es más bajo que el de otras unidades similares? Si es así, podría no valer la pena negociar el alquiler. Pero si un apartamento parece ser demasiado caro, o si ha estado en el mercado por meses, estarás en una mejor posición.

Repite conmigo: “¡Descuentos!”

Los arrendadores valoran la constancia y tener llenos sus espacios vacantes, y si tú puedes ofrecer ambas cosas tendrás más flexibilidad al negociar el alquiler. Por ejemplo, podría haber un descuento por pagar anticipadamente o por pagar varios meses a la vez.

Más tiempo podría ser mejor

¿Has escuchado el viejo dicho de negocios que dice que es menos costoso quedarse con un cliente existente que atraer uno nuevo? Eso es especialmente cierto en bienes raíces, donde una unidad vacía puede ser una gran pérdida de dinero. Incluye los honorarios de un agente, y es mucho más barato para un arrendador quedarse contigo que buscar un nuevo inquilino, aunque tenga que negociar el precio del alquiler. Si estás realmente seguro de que quieres vivir en el apartamento o la casa por un periodo de arrendamiento más largo de lo normal (digamos, 18 meses, en lugar de un plazo tradicional de 12 meses), hazle dos preguntas a tu arrendador: ¿Te ofrecerá algún descuento —tal como un mes gratis— por un plazo más largo? ¿Puedes fijar la tarifa de hoy para ese plazo también? En ambos casos podrías ahorrarte dinero a largo plazo.

Haz alguna concesión

Muchos inquilinos de apartamentos quieren compaginar la lista de lo que obtienen con un acuerdo de arrendamiento, pero es posible que puedas ceder algo a cambio de flexibilidad. Por ejemplo, si los espacios de estacionamiento están en demanda y tú no necesitas uno, eso podría ser atractivo para tu arrendador. Lo mismo con tu acceso al gimnasio: Si en tu trabajo hay un gimnasio, ofrece ceder tu tiempo en el área de ejercicios. Por último, un espacio en el primer piso podría alquilarse por menos que los espacios en los pisos superiores.

O recibe más

Negocia para obtener más, no para ahorrar más. Piensa en un mejor espacio de estacionamiento o un piso más elevado, si es un edificio de apartamentos; o un espacio de estacionamiento en un garaje, si es una casa.

Escoge tu momento

No siempre puedes controlar el momento en que necesitas un nuevo lugar para vivir, pero si puedes, la temporada baja es mejor. La mayoría del tiempo esto significa meses de clima frío. O, dependiendo del lugar donde vivas, podría ser a principios de verano contrario a finales de verano en una ciudad centrada en una universidad, por ejemplo.

Haz tú mismo las cosas u obtén unas mejoras

Si tu apartamento necesitara pintura y tienes experiencia en hacerlo tú mismo, ofrece invertir tu esfuerzo para una mejora visual de tu espacio habitable. (Solo asegúrate de delinear claramente, por escrito, quién es responsable de pagar los materiales). O, si ya es tiempo de cambiar tus electrodomésticos, u otras instalaciones, podrías obtener eso o alguna otra actualización como parte de tu acuerdo de arrendamiento.

Recuerda: Una negociación consiste en dar y recibir, así que prepárate para que coincidan en un punto medio para asegurar un buen trato para ti y tus finanzas, y también para tu arrendador.


Obtén una cotización

Selecciona para comenzar una cotización.


Localiza a un agente cerca de ti


 


Contáctanos

844-373-0003 844-373-0003

También importante

Alquiler, depósitos de seguridad y cargos: lo que necesitas preguntar

El alquiler, los depósitos iniciales y los cargos pueden a veces confundirte si no los has conversado con tu arrendador.

Guía para inquilinos: ¿Estás listo para alquilar?

Guía para inquilinos: ¿Estás listo para alquilar?

Una guía para alquilar un apartamento que puede ayudarte a entender aquello de lo cual tú y tu arrendador son responsables.

Artículos relacionados

Prepárate para el día de la mudanza

Pídele a tu arrendador que te conteste todas las preguntas acerca de la mudanza antes del día de la mudanza.

¿Qué es lo que hace que un inquilino sea bueno? Mantener tu propiedad de alquiler en perfecto estado

¿Qué es lo que hace que un inquilino sea bueno? Mantener tu propiedad de alquiler en perfecto estado

Cuidar de tu propiedad de alquiler puede permitir negociaciones en el precio del alquiler y llevar a términos del contrato de arrendamiento más favorables.

¿Cómo sé cuánto seguro de inquilinos comprar?

¿Cómo sé cuánto seguro de inquilinos comprar?

Consejos para ayudarte a elegir límites precisos y adecuados para la cobertura de tu propiedad personal y de responsabilidad civil.