Pasar al contenido principal

Comienzo del contenido principal

 
El IRS ha extendido, hasta el 15 de julio del 2020, la fecha límite para las contribuciones a los planes IRA, HSA y ESA para el año 2019.

¿Qué es una cuenta de ahorros para la educación?

Los usos de la cuenta de ahorros para la educación la convierten en una herramienta práctica para ayudar a pagar el costo de la educación superior. Aquí tienes algunas consideraciones sobre los límites de ingresos de las cuentas de ahorros para la educación, las contribuciones y más.

Girl in school benefiting from an education savings account

Su nombre, Cuenta de Ahorros para la Educación o ESA (por sus siglas en inglés), puede sonar muy obvio, pero esta herramienta para la planificación para la universidad tiene algunas reglas imprescindibles sobre la elegibilidad, los límites de contribución y el uso de las ganancias. ¿Qué es una Cuenta de Ahorros para la Educación y en qué se puede usar una ESA? Aquí tienes lo básico.

Lo básico sobre las cuentas de ahorros para la educación

Las cuentas ESA se introdujeron originalmente en 1997 como el IRA para la educación. En el 2001, el Congreso hizo algunos ajustes al plan y le cambió el nombre a Cuenta de Ahorros para la Educación Coverdell, en honor al senador que patrocinó la legislación que la creó.

La intención de la legislación ESA era que las personas pudieran establecer una cuenta para ser utilizada por un beneficiario para cubrir gastos de educación elegibles. Aunque las contribuciones de la ESA en sí no son deducibles de impuestos, las cuentas ESA permiten que el dinero crezca con impuestos diferidos y también disponen que los retiros de las cuentas de ahorros para la educación para gastos de educación elegibles no tendrán impuestos adicionales.

Elegibilidad y contribuciones de las cuentas ESA

A diferencia de otras herramientas de ahorros para la universidad, existen límites de ingresos en las cuentas de ahorros para la educación para los contribuyentes. En el 2020, el ingreso bruto ajustado de una pareja debe ser menor a $220,000 (o $110,000 para una persona soltera) para contribuir a una ESA. Las parejas que ganen al menos $190,000 (o $95,000 para un solo declarante de impuestos) tienen reducidas proporcionalmente sus contribuciones máximas. Las contribuciones son consideradas regalos bajo la exclusión anual de impuestos sobre regalos, la cual es $15,000 para los individuos en el 2020.

Otra característica de las ESA: Ningún beneficiario puede recibir más de $2,000 en contribuciones ESA por año calendario. Esto es así incluso si un beneficiario tiene múltiples ESA (establecidas por conjuntos separados de abuelos, por ejemplo). Además, no se puede hacer ninguna contribución después de que el beneficiario cumpla 18 años, excepto en circunstancias especiales.

El impacto de una ESA en la ayuda financiera

El efecto que tiene una ESA en la elegibilidad para ayuda financiera depende del propietario de la cuenta. Si la ESA es propiedad de un niño dependiente o de otra persona que no sea uno de los padres (por ejemplo, un abuelo), entonces los bienes no cuentan para ser elegibles para recibir ayuda financiera. Si la cuenta es propiedad de un padre, el 5.64 por ciento de los bienes se cuentan en contra de la ayuda financiera.

¿Para qué se puede usar una ESA?

Un gran beneficio de las ESA es la amplia variedad de gastos de educación elegibles permitidos bajo la ley. Los fondos de la ESA se pueden usar para pagar no solo la matrícula de la universidad, sino también los gastos de educación K-12, el alojamiento y comida, los libros y suministros, las tutorías, el transporte, las computadoras e incluso el acceso a Internet. No hay impuestos sobre los retiros de las cuentas de ahorros para la educación, siempre y cuando no excedan la cantidad real de los gastos de educación calificados en un año.

Un posible inconveniente de las ESA es el estricto requisito de que los fondos se utilicen en un plazo de 30 días después de que el beneficiario cumpla 30 años de edad. De lo contrario, los activos estarán sujetos al impuesto sobre los ingresos, así como a un impuesto de multa del 10 por ciento.

La información en este artículo se obtuvo de varias fuentes que no están relacionadas con State Farm® (incluyendo State Farm Mutual Automobile Insurance Company y sus subsidiarias y afiliadas). Aunque nosotros consideramos que es confiable y precisa, no garantizamos la precisión ni la confiabilidad de la misma. State Farm no se hace responsable y no endosa ni aprueba, implícita ni explícitamente, el contenido de ningún sitio de terceros vinculado por hiperenlace con esta página. La información no tiene la intención de reemplazar los manuales, las instrucciones ni la información provistos por el fabricante o el consejo de un profesional capacitado o de afectar la cobertura bajo cualquier póliza de seguro aplicable. State Farm no garantiza los resultados del uso de esta información.

Ni State Farm® ni sus agentes proveen asesoría fiscal o legal.


Selecciona un producto para comenzar una cotización.




1-844-373-0003

También importante

Un cronograma: Cómo prepararte para la universidad

Un cronograma: Cómo prepararte para la universidad

Documenta los pasos claves que tú y tu estudiante de secundaria deberían considerar al prepararse para la universidad.

¿Estás ahorrando lo suficiente para la universidad? Averígualo con esta calculadora

¿Estás ahorrando lo suficiente para la universidad? Averígualo con esta calculadora

Revisa diferentes tasas de inflación para ver cuánto puedes ahorrar.

Artículos relacionados

Invierte el dinero del cuidado infantil en el futuro de tus hijos

Invierte el dinero del cuidado infantil en el futuro de tus hijos

Cuando los niños ya no necesiten servicios de cuidado infantil, dedica ese dinero para financiar sus estudios universitarios.

El ABC de los conductores adolescentes: Un examen punto por punto de las destrezas esenciales necesarias para manejar

El ABC de los conductores adolescentes: Un examen punto por punto de las destrezas esenciales necesarias para manejar

Antes de permitir que tu hijo adolescente se siente detrás del volante, revisa esta lista de comprobación sobre destrezas necesarias para manejar.

Tus metas financieras década por década

Tus metas financieras década por década

Metas de ahorro por edad que te ayudan a mantener tus objetivos de jubilación.