Pasar al contenido principal

Comienzo del contenido principal

Condominio vs. apartamento

Antes de comenzar a buscar tu nuevo hogar, utiliza esta guía para saber por qué los condominios son distintos a los apartamentos. Puede ayudarte a decidir cuál te conviene mejor.

Two brick condos or apartments

Si estás buscando un nuevo alquiler, seguramente has visto anuncios para condominios y apartamentos. Pueden parecer similares, pero existen diferencias entre los dos tipos de viviendas; por ejemplo, la propiedad del edificio, el mantenimiento, las cuotas y las comodidades. Aquí tienes algunos consejos para ayudarte a decidir si un condominio o un apartamento debería ser tu nuevo hogar.

¿Qué es un apartamento?

Los apartamentos suelen ser más pequeños, tener políticas más estrictas en cuanto a las mascotas y establecer más restricciones con respecto a las maneras en que puedas cambiar o personalizar tu hogar. Sin embargo, vivir en un apartamento también tiene sus ventajas. Por lo regular, alguien más se encarga del mantenimiento y no tienes que preocuparte por estar pagando cuotas a una asociación.

¿Qué puedes esperar si vives en un apartamento?

  • Propiedad: Por lo general, el edificio de apartamentos entero tiene un solo propietario. Puede ser que él o ella viva en el mismo lugar o que éste contrate a una compañía de administración de apartamentos para atender cualquier problema que puedas llegar a tener.
  • Diseño: Las unidades en el mismo edificio de apartamentos probablemente tendrán el mismo plano y diseño.
  • Comodidades: Las comodidades siempre varían según el edificio. Tu edificio podría ofrecer estacionamiento gratis y una lavandería en el mismo lugar, o es posible que tengas que pagar por el estacionamiento y llevar tu ropa a la lavandería. Siempre pregunta sobre las comodidades antes de firmar un contrato de arrendamiento para así asegurarte de que estés recibiendo lo que es importante para ti.
  • Política de alquiler: Se espera que todos los inquilinos en un edificio sigan las mismas reglas —tales como las restricciones al ruido y las políticas en cuanto a mascotas o renovaciones—, las cuales el gerente de la propiedad se encarga de hacer cumplir. No seguir los términos del contrato de arrendamiento puede terminar en consecuencias graves.

Seguro de apartamentos

En algunos lugares, como en las ciudades grandes, puedes alquilar o adquirir un apartamento. Dependiendo de diferentes factores, como por ejemplo la cantidad de tiempo que quieras quedarte en el lugar, y el presupuesto y estilo de vida que tengas, es decisión tuya si prefieres alquilar o comprar. Si alquilar un apartamento es lo que te conviene mejor, asegúrate de que tus pertenencias estén protegidas mediante un seguro de inquilinos, ya que cubre las cosas que los arrendadores no cubren.

¿Qué es un condominio?

Por lo general, los condominios ofrecen diseños y estilos de mayor singularidad —por lo que resulta más fácil personalizar tu espacio— y hay políticas menos estrictas en cuanto a las mascotas. Sin embargo, recuerda que tanto las asociaciones de condóminos como las cuotas cobradas por ellas probablemente vienen con la propiedad.

  • Propiedad: Cada unidad en un edificio de condominios generalmente tiene un propietario particular diferente. Esa persona es tu arrendador.
  • Diseño: Al igual que los apartamentos, los condominios generalmente comparten una pared en común con otra unidad. Sin embargo, dado que cada condominio tiene un propietario único, a menudo varían con respecto al plano y el diseño de la parte interior y pueden contar con más mejoras que un apartamento.
  • Comodidades: Diferentes complejos de condominios ofrecen diferentes comodidades. Usualmente, las comodidades están cubiertas por las cuotas de la asociación de condominios, que podrías tener que pagar. Algunas comodidades comunes son el estacionamiento, las salas comunitarias, las áreas para mascotas, las lavanderías, las piscinas y los gimnasios.
  • Política de alquiler: Cuando alquilas un condominio, alquilas la unidad y compartes los espacios comunes. El propietario del condominio establece las reglas para dentro de la unidad y pueden ser distintos de un condominio a otro. Asegúrate de revisar tu contrato de arrendamiento antes de firmarlo. Las directrices de la asociación de condominios establecen las reglas para las áreas comunes, con la expectativa de que las sigas. Asegúrate también de obtener una copia de esas reglas.

Seguro de inquilinos

Si alquilar un condominio es lo que mejor te conviene, asegúrate de que estés protegido con un seguro para inquilinos.

¿Cómo se gestiona el mantenimiento?

  • Mantenimiento del apartamento: Si surge algún problema, hay que comunicarse con el propietario o con la compañía de administración. Los problemas generalmente se resuelven rápidamente y no tienes que preocuparte por tener que hacerlo tú mismo.
  • Mantenimiento del condominio: Cada propietario es responsable del mantenimiento dentro de su unidad, lo que significa que las reparaciones podrían tardar más tiempo. Típicamente, la asociación de condóminos se encarga de cualquier problema que haya en las áreas comunes.

¿Qué tipo de cuotas conllevan?

  • Cuotas de apartamento: Estas cuotas pueden incluir cosas como el alquiler del primer y último mes, un depósito por tener una mascota y una cuota por la solicitud.
  • Cuotas de condominio: El propietario de cada unidad establece las cuotas de alquiler; sin embargo, es común tener que pagar cuotas a una asociación de condóminos, las cuales cubren el mantenimiento de las áreas comunes del edificio.

¿Qué preguntas hago?

Ya sea que estés buscando un condominio o un apartamento, asegúrate de hacer preguntas. Es la mejor manera de determinar qué tipo de vivienda te conviene mejor para tu nuevo hogar.

  • ¿Hay reglas con relación a este edificio?
  • ¿Qué es lo que cubre el alquiler? (jardinería, estacionamiento, recolección de basura, servicio de agua, etc.)
  • ¿Cuándo fue construido el edificio?
  • ¿Qué comodidades se ofrecen?
  • ¿Cuántas unidades hay en este edificio?
  • ¿Cuántos espacios de estacionamiento se asignan a cada unidad?
  • ¿Hay espacios adicionales en donde guardar cosas?
  • ¿Se permiten mascotas?

La información en este artículo se obtuvo de varias fuentes que no están relacionadas con State Farm® (incluyendo State Farm Mutual Automobile Insurance Company y sus subsidiarias y afiliadas). Aunque nosotros consideramos que es confiable y precisa, no garantizamos la precisión ni la confiabilidad de la misma. State Farm no se hace responsable y no endosa ni aprueba, implícita ni explícitamente, el contenido de ningún sitio de terceros vinculado por hiperenlace con esta página. La información no tiene la intención de reemplazar los manuales, las instrucciones ni la información provistos por el fabricante o el consejo de un profesional capacitado o de afectar la cobertura bajo cualquier póliza de seguro aplicable. State Farm no garantiza los resultados del uso de esta información.


Selecciona un producto para comenzar una cotización.




1-844-373-0003

También importante

Cómo decidir si comprar un condo es lo adecuado para ti

Cómo decidir si comprar un condo es lo adecuado para ti

Considera todas las opciones cuando tomes tu decisión.

Entérate de lo que cubre el seguro de condominio y de cómo funciona

Entérate de lo que cubre el seguro de condominio y de cómo funciona

La cobertura de seguro de condominio trabaja conjuntamente con la póliza maestra de la asociación de condominio. Descubre cómo trabajan juntas para protegerte a ti y a tus pertenencias.

Artículos relacionados

Cómo encontrar un apartamento

Cómo encontrar un apartamento

Consejos sobre cómo encontrar el apartamento adecuado que se ajuste a ti y a tu estilo de vida.

Prepárate para el día de la mudanza

Prepárate para el día de la mudanza

Pídele a tu arrendador que te conteste todas las preguntas acerca de la mudanza antes del día de la mudanza.

¿Qué es lo que hace que un inquilino sea bueno? Mantener tu propiedad de alquiler en perfecto estado

¿Qué es lo que hace que un inquilino sea bueno? Mantener tu propiedad de alquiler en perfecto estado

Cuidar de tu propiedad de alquiler puede permitir negociaciones en el precio del alquiler y llevar a términos del contrato de arrendamiento más favorables.