4 consejos y precauciones sobre seguridad cerca de volcanes

Qué hacer para mantenerte seguro durante una erupción volcánica

Un volcán recién eructado y lava

Los volcanes se encuentran por todo el oeste de los Estados Unidos, Alaska y Hawaii. Si vives a 20 millas de un volcán, dedica unos momentos a obtener más información sobre cómo preparar a tu familia y responder ante una erupción.

Evalúa el riesgo volcánico en tu zona: Conoce cuáles son los riesgos de erupción en tu área visitando el Volcano Hazards Program (Programa sobre riesgos volcánicos) del United States Geological Survey (USGS), el cual publica información actualizada sobre la actividad volcánica, incluyendo un sistema de evaluación de riesgos codificado por colores para cada volcán en particular.

Planifica con antelación: Una buena planificación comienza antes de que la erupción ocurra. Ayuda a preparar a tu familia creando un plan de preparación para desastres que incluya un kit de supervivencia ante desastres y un plan de evacuación de emergencia. Las cenizas pueden acumularse tanto en la tierra como en el aire, lo cual constituye uno de los peores riesgos, así que asegúrate de incluir gafas de protección y máscaras de respiración desechables en tu kit para desastres. Además, los gases calientes y los residuos volcánicos pueden aumentar el riesgo de incendio, por lo que es especialmente importante instalar y mantener detectores de humo y extintores en hogares dentro de una zona de peligro de 20 millas.

Despeja la zona de riesgo volcánico: Lo primero que hay que hacer durante una erupción es sintonizar la información de última hora en un radio con baterías. Los volcanes pueden producir una serie de riesgos que se mueven rápidamente, como escombros que salen despedidos, gases calientes, lava y deslizamientos de lodo. Si las autoridades emiten una orden de evacuación, busca a tu familia y tu kit para desastres y abandona el área inmediatamente.

Durante una evacuación, trata de evitar los valles y las zonas bajas donde el peligro que supone los restos que fluyen de un sitio a otro, como los deslizamientos de lodo, podrían converger y acumularse. Si hay acumulación de cenizas en la carretera, mantén tu velocidad por debajo de 35 millas por hora para evitar derrapar.

Protégete contra las cenizas del volcán: Las cenizas acumuladas tanto en la tierra como en el aire pueden tener un impacto importante en lugares a una distancia de hasta 100 millas de una erupción. Siempre que haya cenizas, respira a través de tu máscara de emergencia o sostén un paño húmedo sobre tu nariz y boca. Protege tus ojos con gafas de protección. También es una buena idea usar pantalones largos y una camisa de manga larga, ya que la ceniza puede quemar o irritar la piel.

Si tu hogar se encuentra dentro de una zona de caída de cenizas, toma medidas para evitar que entre en el edificio. Esto incluye cerrar y/o asegurar todas las ventanas, puertas, chimeneas y conductos de ventilación exteriores. Coloca toallas debajo de la puerta y en otras aberturas. Como precaución adicional, es posible que desees cubrir los artículos del interior, como muebles, electrodomésticos y equipos electrónicos delicados. También cubre vehículos que se encuentren en el exterior y en el garaje.

Ten en cuenta que la ceniza volcánica es mucho más destructiva que el polvo ordinario. Hasta las cenizas pequeñas pueden tener una estructura dentada que puede rayar el vidrio, el metal y otros materiales. Para eliminar el polvo de las superficies exteriores de la casa, usa una manguera. La ceniza que se encuentre en los interiores debe eliminarse con una aspiradora. Para obtener más información sobre la eliminación de cenizas volcánicas, visita el USGS.

Divulgaciones

State Farm® (incluyendo State Farm Mutual Automobile Insurance Company y sus subsidiarias y afiliadas) no se hace responsable y¬†no endosa ni aprueba, implícita ni explícitamente, el contenido de ningún sitio de terceros vinculado por hiperenlace con esta página. State Farm no tiene la facultad para modificar, actualizar ni controlar el contenido de los sitios de terceros vinculados por hiperenlace. El acceso a los sitios de terceros queda bajo el propio riesgo del usuario, se proporciona solo para propósitos informativos y no es una solicitación de compra ni venta de ninguno de los productos a los que pueda hacerse referencia en tales sitios de terceros.

La información en este artículo se obtuvo de varias fuentes que no están relacionadas con State Farm®. Aunque creemos que es confiable y precisa, no garantizamos la precisión ni la confiabilidad de la misma. Estas sugerencias no son una lista completa de todas las medidas de control de pérdida. La información no pretende reemplazar los manuales o instrucciones provistos por el fabricante o el consejo de un profesional calificado. Ni pretende activar la cobertura de nuestra póliza. State Farm no garantiza los resultados del uso de esta información.