Seguro de incapacidad: Lo que necesitas saber

Seguro de incapacidad: Lo que necesitas saber

Man with broken leg resting on couch

Si tú y tu familia dependen de tus ingresos, el seguro de incapacidad puede ayudar a conseguir una estabilidad financiera si no puedes trabajar debido a una incapacidad. Aunque muchos piensan que la probabilidad de quedar incapacitado es pequeña, la realidad es que 1 de cada 5 estadounidenses vive con algún tipo de incapacidad.

Nunca se sabe cuándo podrías sufrir una incapacidad, así que toma medidas para proteger a tu familia ahora.

¿A través de tu trabajo o por cuenta propia?

Comprar el seguro de incapacidad a través de tu trabajo es conveniente y puede ser bastante razonable. La desventaja: Es posible que la cobertura no sea portátil y que la pierdas si cambias de empleo. Además, solo cerca de una cuarta parte de los trabajadores del sector privado tienen acceso a cobertura de incapacidad a corto y a largo plazo.

Una póliza individual podría tener más flexibilidad y darte más opciones. La cobertura continúa sin importar la frecuencia con la que cambies de empleo, y puedes elegir el período de tiempo durante el que quieres que permanezca vigente.

Opciones de cobertura

Hay dos tipos básicos de pólizas: a corto y a largo plazo.

  • Seguro de incapacidad a corto plazo: Como su propio nombre indica, este tipo de póliza compensa por la pérdida de ingresos durante seis meses o menos. En general se activa después de que se hayan agotado todos los otros beneficios del trabajo, como el tiempo libre pagado y la ausencia pagada por enfermedad.
  • Seguro de incapacidad a largo plazo: Si tu incapacidad dura más tiempo, necesitarás cambiar a incapacidad a largo plazo. Esta póliza paga una parte de tus ingresos, generalmente entre un 50% y un 70%, por un período de varios años o hasta la jubilación, dependiendo del tipo de póliza que tengas.

No todas las pólizas están disponibles en cada estado. Habla con tu agente de State Farm® sobre cómo coordinar las pólizas a corto plazo con las de largo plazo y proteger tus ingresos.

Divulgaciones

State Farm® (incluyendo State Farm Mutual Automobile Insurance Company y sus subsidiarias y afiliadas) no se hace responsable y¬†no endosa ni aprueba, implícita ni explícitamente, el contenido de ningún sitio de terceros vinculado por hiperenlace con esta página. State Farm no tiene la facultad para modificar, actualizar ni controlar el contenido de los sitios de terceros vinculados por hiperenlace. El acceso a los sitios de terceros queda bajo el propio riesgo del usuario, se proporciona solo para propósitos informativos y no es una solicitación de compra ni venta de ninguno de los productos a los que pueda hacerse referencia en tales sitios de terceros.