Cómo elegir la cantidad adecuada de cobertura de seguro de carros

3 preguntas que ayudan a elegir la cantidad adecuada de cobertura de seguro de carros

Mujer angustiada cerca de su carro tras un accidente

Es una pregunta común: ¿Cuánta cobertura de seguro de carros necesito? Lamentablemente, no hay una respuesta en blanco y negro. Depende mucho del tipo de coberturas que necesitas y la cantidad de deducible con la que te sientas cómodo. (¿Necesitas un manual básico sobre coberturas y deducibles? Así que intentemos desglosar la información:

  • ¿Cuáles deben ser los límites de mi cobertura de responsabilidad civil? Nadie puede predecir de manera exacta cuánto tendrías que pagar si causaras un choque. Pero la pregunta clave que se debe hacer es: ¿Puedes o quieres pagar por cualquier daño que exceda los límites de tu cobertura? Mientras más altos sean los límites de tu cobertura de responsabilidad civil, mayores serán los daños que posiblemente pueda cubrir tu póliza.
  • ¿Cuáles deben ser los deducibles de cobertura contra choque y cobertura amplia? Esto es un delicado equilibrio. Los deducibles más altos generalmente reducen tu prima, pero aumentarán los costos de tu propio bolsillo si ocurre una pérdida. Pregúntate cuánto estás dispuesto y puedes pagar directamente, a menudo con poca antelación, para ahorrar potencialmente en tu prima. Si deseas reducir la cantidad que debes pagar cuando ocurra un choque, es posible que debas optar por un deducible más bajo.
  • ¿Necesito cobertura contra choques y cobertura amplia? Es posible que no haya opción si tu carro es arrendado o financiado. Pero si tienes la opción, considera si los ahorros generados por no tener cobertura contra choques y/o cobertura amplia son suficientes para compensar el riesgo de tener que pagar todo el costo de reparación o de reemplazo de tu carro.

Conoce más acerca de deducibles y coberturas.

Divulgaciones

Debido a que la protección de seguro es un contrato, cualquier descripción de cobertura en este artículo es solamente una descripción general y no constituye una declaración de contrato. Todas las coberturas están sujetas a todas las disposiciones de la póliza, incluyendo los endosos aplicables.